Pastor lapón de Suecia

El Pastor lapón de Suecia es un perro confiado, activo y leal. Ama a su familia y siempre está dispuesto a protegerla. Realiza perfectamente las funciones de protector y guardián de la casa. Le encantan los niños y juega de buen grado con ellos, pasando mucho tiempo.

Índice de contenidos

Información sobre las razas
Otro nombre
Pastor lapón de Suecia
Origen
Suecia
Altura
Machos 48 ± 3 cm
Hembras 43 ± 3 cm
Peso
20 kg
Pieles
Largo
Color
Negro
Vida útil
11-13 años
Clasificación ICF
Spitz y razas primitivas
Grupo
Watchdogs
Precio
$900

Fotos de la raza

Características de la raza

Intelecto
10/10
Energía
9/10
Salud
7/10
Vigilando
10/10
Amor por los niños
8/10
Atención
6/10
Nutrición fácil
7/10
Necesidades de formación
10/10
Tendencia a la formación
8/10
Mudanza
7/10
Comunicación
10/10
Ira
8/10

Historia del origen

El origen de la raza es muy antiguo; aparecieron en el norte y ayudaron a la gente en la caza. También se utilizaban activamente para conducir ciervos y vigilar las granjas. El Pastor lapón de Suecia protegía a la gente de los animales salvajes, acompañando constantemente al dueño.

Originalmente pertenecía a la tribu sami, que cortaba la cola del perro para evitar que se congelara en la espalda. Por lo tanto, la cola ahuecada no es una desventaja de la raza.

En aquella época había dos tipos de Pastores lapón de Suecia: los de pelo corto y los de pelo largo. Los samis solían utilizar los de pelo corto, ya que eran más rápidos.

Pero ahora, los científicos creen que los Pastores lapón de Suecia deben tener el pelo largo y que estos perros son de raza pura.

Pero la necesidad práctica de los laphunds de pelo corto hizo que los de pelo largo estuvieran al borde de la extinción. Pero gracias al apoyo del rey Gustavo V, fue posible restaurar la singular raza. Y en 1955, la Federación Cinológica Internacional aprobó oficialmente la raza: el Pastor lapón de Suecia.

Apariencia: altura, peso, pelaje, color

El perro tiene una forma corporal cuadrada y una altura media. Los machos suelen ser ligeramente más altos y gordos que las hembras. La cabeza tiene forma de cuña, el hocico no es largo, estrechándose hacia el lóbulo de la nariz, que siempre es negro.

Los ojos son grandes, de implantación amplia, generalmente de color oscuro. Las orejas son pequeñas, de forma triangular, con las puntas redondeadas.

El pelaje es largo, grueso, un poco ondulado en las puntas; hay una capa de subpelo. En la cabeza y las patas, la lana es ligeramente más corta que en el cuerpo. En el cuello, hay un collar. La lana es densa, protege perfectamente al animal de cualquier clima. El color suele ser negro, hay pueden ser pequeñas manchas blancas.

El personaje

El Pastor lapón de Suecia es un perro confiado, activo y leal. Ama a su familia y siempre está dispuesto a protegerla. Realiza perfectamente las funciones de protector y guardián de la casa. Le encantan los niños y juega de buen grado con ellos, pasando mucho tiempo.

La desventaja de la raza es que a estos perros les gusta ladrar mucho y en voz alta. Por lo tanto, desde una edad temprana, es necesario destetarlos de esto.

El Pastor lapón de Suecia siempre aprende algo nuevo con gran interés, por lo que intenta diversificar los paseos constantemente. Es muy emocional y entiende bien el estado de ánimo de su dueño.

Es bueno para aquellas personas que están acostumbradas a pasar tiempo viajando activamente. El Pastor lapón de Suecia es disciplinado, puede participar fácilmente en varias competiciones y juegos.

Atención

Estos perros grandes y fuertes necesitan mucho espacio para hacer ejercicio y otras actividades. Pero también pueden vivir en un apartamento de la ciudad, pero con la condición de que tengan un largo paseo diario, al menos varias horas al día.

Los animales de compañía no son adecuados para las personas que están acostumbradas a pasar mucho tiempo en el sofá o en el trabajo. Los perros pueden compartir fácilmente una zona común con otros animales, incluso con perros grandes.

El punto principal en el cuidado del perro es el cuidado de su pelaje. Hay que cepillarlo regularmente con un cepillo especial. Una vez a la semana, es aconsejable revisar los ojos, las orejas y las garras de la mascota. Si es necesario, limpie la suciedad.

Se recomienda usar un impermeable especial para perros cuando llueve, ya que el pelo mojado tarda mucho en secarse. Gracias a su grueso y cálido pelaje, el perro puede vivir fácilmente en el patio o en una pajarera incluso en invierno.

Formación

Los perros suelen tener ganas de aprender, les gusta entrenar mucho y mostrar sus cualidades atléticas. No suele haber problemas con el adiestramiento. Pero cuando se entrena, es importante recordar que no hay que forzar al perro a hacer órdenes que no quiere hacer. Es un poco testarudo, y puede haber problemas con eso.

Ya desde los primeros días del perro en la casa, hay que socializarlo. Es esencial presentar al Pastor lapón de Suecia a otras personas y animales. Los ejercicios deben ser interesantes y variados.

Después de un entrenamiento exitoso, es necesario elogiar al perro, y se puede dar algo de comida.

Enfermedades comunes

Por su origen, los perros toleran bien las malas condiciones y es casi infrecuente que enfermen. Tienen un sistema inmunitario fuerte y una salud robusta. Pero algunos perros pueden ser propensos a padecer enfermedades renales. Es esencial visitar al médico con regularidad y tratar el pelaje para evitar los parásitos.

Nutrición

El Pastor lapón de Suecia debe tener siempre acceso a agua limpia. Se le puede alimentar tanto con comida natural como con pienso. Si se elige la primera opción, la base de la nutrición debe ser la carne, el pescado y los subproductos. Es importante asegurarse de que contiene todos los minerales y vitaminas útiles si se le alimenta con comida.